El Pacto de Sangre – Capítulo 1


pacto de sangre 1

A partir de esta entrada empezaré a compartir el libro de Kenyon “El Pacto de Sangre”, estoy convencido que nos ayudará a entender acerca del Nuevo Pacto que tenemos en Cristo.

Capítulo 1

El nuevo pacto en la sangre de Jesús

Durante años, viví convencido de que había algo en la maravillosa práctica de la comunión, también conocida como la cena del Señor o la Santa Cena, que yo no entendía.

Piense, por ejemplo, en el silencio de los discípulos cuando Jesús les habló de ella, cuando tomó el pan y dijo: “Tomad, comed; esto es mi cuerpo” (Mateo 26:26), y cuando tomó la copa y dijo: “esto es mi sangre del nuevo pacto, que por muchos es derramada para remisión de los pecados” (versículo 28). El silencio de los discípulos me indica que entendieron lo que Él quería decir con eso.

Yo no lo entendía, y me sentía confuso.

Durante mucho tiempo me hice la pregunta: ¿Cuál es el principio subyacente que contiene esta excepcional práctica?

El mismo lenguaje de Jesús, cuando dijo: “De cierto, de cierto os digo: Si no coméis la carne del Hijo del Hombre, y bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros” (Juan 6:53), aún me confundía más.

¿Qué quiso decir con eso?

Entonces, llegó a mis manos un libro del Dr. H. Clay Trumbull, antiguo editor de The Sunday School Times, en el que mostraba que había habido un “pacto de sangre” que muchas culturas primitivas habían practicado desde tiempos inmemoriales. De hecho, este pacto de sangre es la base de muchas de aquellas religiones.

El Dr. Trumbull aportaba datos provenientes de todas las partes del mundo que mostraban que en África, India, China, Borneo y muchas otras islas, la gente seguía practicando un pacto de sangre muy similar a nuestra Santa Cena. En muchos casos, había degenerado hacia otros significados y, sin embargo, las marcas de esta original revelación de Dios continuaban.

En los libros de Henry Morton Stanley de exploración en África, nos cuenta cómo “cortó el pacto” más de cincuenta veces con diferentes tribus de la zona. El misionero escocés David Livingstone citaba la misma práctica durante sus viajes, como también lo han hecho otros que han trabajado como exploradores y misioneros en África.

Quizá nos ayudaría a entenderlo si mirásemos la palabra hebrea para pacto, cuyo significado literal es “cortar”. Sugiere una incisión de la que fluye sangre. Prácticamente en todos los lugares donde se usa la palabra pacto en las Escrituras, su significado literal es “cortar el pacto”.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Biblia, Cristologia, Fe, gracia, iglesia, jesus, kenyon

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s