El Espíritu de Fe – Parte 4


Nuestras palabras nos dicen donde vamos, nuestras palabras nos dicen lo que va ha suceder.

Por eso continuamente debemos estar declarando lo que somos en Cristo, las cosas que tenemos en Él y las cosas que vamos ha hacer.

Hace muchos años, cuando aún no sabía de la confesión y sabía un poquito acerca de la fe, había viajado a Estados Unidos porque quería estudiar la Palabra pero Dios me dijo: “Regresa al Perú e ingresa a la universidad.”

Bueno, regresé al Perú y decidí ingresar a la Universidad Católica, hacía dos o tres años que no había estudiado nada, pero decidí ingresar a la universidad más difícil, a ingeniería, lo había intentado hacía unos años y no había ingresado por un cuarto de punto, pero dije, “Yo voy a ingresar a la universidad.” Y le decía a la gente: “Yo no voy a postular a la universidad, yo voy a ingresar”; yo declaraba eso. Y me enfrentaba a una carrera en la que se presentaban 7,000 postulantes para 400 vacantes.

Y yo cometí el error de decir: “Yo voy a ingresar a la universidad aunque sea el último de la ampliación.” Y cuando di el examen me quedé en el puesto 437. Así que empecé a decir: “Van a ampliar hasta el número 437”. Y yo iba todos los días a la universidad; y fui siete veces, y a la séptima vez vi que habían colocado un papel que decía: “Hemos ampliado hasta el número 437.” Y nunca habían ampliado 37 vacantes, lo máximo que habían ampliado era 25, pero ampliaron hasta mi número y fui el último de la ampliación.

Ahora, ¿Qué me llevó a ingresar en el último puesto de la ampliación? Lo que había dicho que iba a ingresar a la universidad aunque fuese el último de la ampliación.

Tus palabras te llevan donde tu vas, y yo no era pastor en ese momento, tenía 20 años y era un simple creyente como ustedes (aunque sabía que tenía un llamado de Dios), y tenía una boca, que fue bien usada, porque la vida y la muerte están en poder d ela lengua y el que la ama comerá de sus frutos.

Entonces, ¿Qué tienes tú? Tienes tu boca, así que ahora tienes que llenar tu boca de palabras. ¿Qué palabras? Palabras de fe; porque tienes el espíritu de fe, que dice: “Creí, por lo cual hablé.”

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Amor, Apocrifos, armadura de Dios, ángeles, Biblia, Blogroll, Chile, Cristologia, Demonios, diezmos, dinero, Fe, futuro, Google Earth, guerra espiritual, iglesia, jesus, Kenneth Hagin, milagros, ministerio, navidad, oración, peru, prosperidad, Resurrección, RHEMA, Sanidad Divina, Uncategorized

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s