Jesucristo, el Incomparable – 10


Profecías Acerca de Jesús

En el Antiguo Testamento – 7

 

La profecía de Daniel nos da el tiempo de la muerte del Mesías y además que no sería por si mismo:

“Setenta semanas están determinadas sobre tu pueblo y sobre tu santa ciudad, para terminar con la transgresión, para acabar con el pecado, para expiar la iniquidad, para traer la justicia eterna, para sellar la visión y la profecía, y para ungir el lugar santísimo. Conoce, pues, y entiende que desde la salida de la palabra para restaurar y edificar Jerusalén hasta el Mesías Príncipe, habrá siete semanas, y sesenta y dos semanas; y volverá a ser edificada con plaza y muro, pero en tiempos angustiosos. Después de las sesenta y dos semanas, el Mesías será quitado y no tendrá nada; y el pueblo de un gobernante que ha de venir destruirá la ciudad y el santuario. Con cataclismo será su fin, y hasta el fin de la guerra está decretada la desolación. Por una semana él confirmará un pacto con muchos, y en la mitad de la semana hará cesar el sacrificio y la ofrenda. Sobre alas de abominaciones vendrá el desolador, hasta que el aniquilamiento que está decidido venga sobre el desolador.”

La palabra “semana” significa “siete” en hebreo y se interpreta como períodos de 7 años de duración.

En Génesis 29:27-28 podemos ver cuanto duraba una semana: “Cumple la semana de ésta, y se te dará también la otra, por el servicio que hagas conmigo otros siete años. E hizo Jacob así, y cumplió la semana de aquélla; y él le dio a Raquel su hija por mujer.”

Aquí vemos que la semana que trabajo Jacob para pagar el dote por su esposa eran en realidad siete años.

Volviendo a Daniel vemos que las 69 semanas que iban a pasar hasta que muriera el Mesías en manos de otros hombres eran en realidad 483 años. Fecha que se cumplió estrictamente.

En Nehemías 2:1,7-8 podemos ver la época en que fue dado el edicto para reconstruir Jerusalén: “Sucedió en el mes de Nisán, en el año veinte del rey Artajerjes, que estando ya el vino delante de él, tomé el vino y lo serví al rey. Y como yo no había estado antes triste en su presencia. . . Además dije al rey: Si le place al rey, que se me den cartas para los gobernadores al otro lado del río, para que me franqueen el paso hasta que llegue a Judá; y carta para Asaf guarda del bosque del rey, para que me dé madera para enmaderar las puertas del palacio de la casa, y para el muro de la ciudad, y la casa en que yo estaré. Y me lo concedió el rey, según la benéfica mano de mi Dios sobre mí.”

Este edicto fue dado alrededor del año 445 AC, en ese tiempo es que empezó la restauración de Jerusalén. Desde es tiempo pasarían 483 años hasta la muerte de Jesús.

El calendario Judío dura 360 días, así que el tiempo en nuestro sistema de 365 días por año nos darían 476 años, lo que pondría la fecha de la muerte del Mesías por manos de otros entre los años 32 y 33 DC, es decir, el año histórico de la muerte de Jesús.

Como estas hay muchas profecías que trata de su vida, ministerio, muerte y resurrección, lo cual nos da plena convicción de que Jesús es el Hijo de Dios.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Amor, Apocrifos, Biblia, Blogroll, Cristologia, diezmos, dinero, futuro, iglesia, jesus, Kenneth Hagin, milagros, ministerio, oración, Resurrección, RHEMA, Sanidad Divina, Uncategorized

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s